• Homepage
  • >
  • Noticias
  • >
  • Nezahualcóyotl, un ejemplo de la lucha contra la inseguridad

Nezahualcóyotl, un ejemplo de la lucha contra la inseguridad

  • Administrador Ecos Aragon
  • 14 mayo, 2018
  • 0

Nezahualcóyotl es un suburbio de la Ciudad de México, poblado por más de un millón de habitantes. Está emplazado sobre lo que era el gran lago de Texcoco.

“Ciudad Neza” es el lugar más densamente habitado de México, viven más de 16.000 personas por kilómetro cuadrado. Sus pobladores deben afrontar numerosos problemas diariamente. A lo largo de las últimas décadas, por ejemplo, el crimen organizado se ha establecido allí, con cierta complicidad de la policía local.

Actualidad

Sin embargo, en los últimos tiempos algo ha cambiado. Se pavimentaron las calles y se construyeron edificios de una calidad superior.

Actualmente, Nezahualcóyotl se convirtió en un centro comercial y de servicios para las poblaciones más humildes del este de la Ciudad de México.

Historia

El crecimiento de Neza tuvo lugar durante el “Milagro mexicano”, entre 1940 y 1971. A lo largo de esas décadas, miles de trabajadores de todo el país llegaron hasta allí, atraídos por la instalación de pujantes fábricas.

Rápidamente, las familias encontraron terrenos pantanosos a bajo costo. Estos eran contrabandeados por supuestos “promotores” en alianza con políticos locales y miembros del ejército nacional.

Hacia 1963, la población había aumentado hasta los 100.000 habitantes y se disparó a 600.000 en 1970. El crecimiento fue exponencial, aunque la zona carecía de los servicios urbanos esenciales.

Diez años después la población se incrementó a un millón de personas de la mano de la provisión de servicios como agua potable, recolección de residuos, sistemas de drenaje, entre otros.

Marginal

Aunque su aspecto ha cambiado mucho en los últimos tiempos, con numerosos comercios, avenidas, construcciones y parques, tal vez por su origen, es considerado uno de los distritos más difíciles de la región.

 

Ciudad Neza 1.039.867 Población (2015)16.436 Habitantes por km2 146 Homicidios dolosos en 2017 8.315 Casos de robo en 2017 (asaltos en vía pública y transporte, robo a viviendas, robo de autos) Fuente: INEGI/SNSP

Quedan muy pocos testigos de la transformación de la ciudad y por lo general son adultos mayores. Este es el caso de Natividad Trejo de 83 años que cuenta: “Éramos muy pobres, no teníamos nada. Vivíamos en una choza con techo de carbón. Todo era un inmenso pantano salado. Residíamos aquí unos siete años antes de que instalaran el primer tanque de agua público. Previo a eso, teníamos que salir de la comunidad para conseguir agua”.

Netzahualcóyotl fue uno de los primeros laboratorios de la modernidad mexicana, en que se combinó la política de masas y la  urbanización. Sin embargo, durante décadas este suburbio vivió permanentes luchas.

Enfrentamientos

En Netza, los promotores retenían los lotes hasta que fueran pagados en su totalidad. Luego los vendían hasta nueve veces más, incumpliendo todo tipo de compromisos con los pobladores.

En determinadas ocasiones, se rebelaban contra los especuladores; pero la policía local se ponía del lado de estos últimos. Hasta que en 1965, un grupo de habitantes formaron el Movimiento de Restauración de Colonos con el objetivo de erradicar estos problemas.

Criminalidad

Con el tiempo y la complicidad de la policía local, el crimen organizado se fue infiltrando en esta urbe.  Como consecuencia, los índices de criminalidad aumentaron exponencialmente a lo largo del tiempo.

No obstante, en este último tiempo las autoridades remarcan que esta situación cambió. Sostienen que la fuerza policial fue purgada y que la corrupción está siendo desterrada.

En contrapartida, se está reinstaurando el sentido de deber cívico. Los analistas atribuyen este cambio de mentalidad a Jorge Amador, un ex profesor de sociología que se convirtió en jefe de la policía.

Jorge Amador, jefe de la policía de Ciudad Neza.

Cambios

“Desafortunadamente, con demasiada frecuencia en nuestro país los jefes de policía y los políticos han visto la seguridad no como un servicio público, sino como un negocio, como una forma de ganar dinero”, señala Amador.

Hace diez años, como supervisor de seguridad en Ciudad Neza, comenzó removiendo de sus puestos a 100 policías corruptos o no aptos para el servicio.

Asimismo, dispuso mejoras en los salarios y en las condiciones de trabajo de los agentes. Incluso implementó medidas poco ortodoxas como, la literatura y el ajedrez.

Inercia

Su principal objetivo en ese sentido, era combatir “la inercia”. “Tuvimos que enfrentar esa inercia y dignificar el papel de un oficial de policía nuevamente”, expresa.

Aunque los problemas de la inseguridad en México son de raigambre profunda, Amador no acuerda con la nueva Ley de Seguridad Interior. Cabe recordar, que la misma dispone el despliegue del ejército nacional en las calles del país.

“Para nosotros, la seguridad viene al acercar a la sociedad, crear una relación más cercana entre las personas y sus instituciones”, dice.

Enfoques

Para ello, en Ciudad Neza, Amador probó dos enfoques novedosos. El primero fue la introducción de tecnología innovadora. En la sede de la policía, los oficiales pueden ver cada rincón de la ciudad por medio de un sistema de cámaras de seguridad.

Se creó además, una red de grupos de vigilancia vecinales directamente relacionada con los patrulleros, por medio de Whatsapp.

Otro de los instrumentos es el de la policía comunitaria básica. El municipio fue dividido en unidades de tres o cuatro cuadras. Allí, los policías pueden reunirse frecuentemente con los vecinos para escuchar sus planteos abiertamente.

Logros

En general, los habitantes afirman que notan algunas mejoras. El delito común ha disminuido en relación al promedio nacional, aunque Neza aún no está lejos del crimen.

“No es perfecto, pero finalmente hemos empezado a trabajar juntos”, manifiesta una vecina.”Al menos cuando pedimos ayuda a los oficiales, salen mucho más rápido que antes”, dice.

Respecto a una alarma que instaló la policía en la calle, otro vecino explica: “Reportamos cualquier cosa extraña o sospechosa que vemos. Y cuando suena la alarma, he visto a vecinos salir a medio vestir y con una pala en la mano para defender nuestra calle de los delincuentes”.

Sin dudas el tema de la inseguridad en México no se resolverá de la noche a la mañana. Sin embargo, el jefe de la policía de Ciudad Neza demostró que se puede empezar por algo. “Tenemos que desafiar esta idea de que la policía en México es corrupta, ineficiente, criminal, abusiva. Que así es como son y cómo serán siempre” afirma convencido.

Previous «
Next »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *